Organización

Organizando con el método Marie Kondo

Coucou les filles,

Desde el comienzo de este año, me lancé un gran desafío: deshacerme de todo lo que no uso. No hace parte de mis resoluciones de principio de año, porque no hice ninguna ya no me gusta presionarme a principios de año con objetivos que no voy a cumplir. En este artículo les voy a contar cómo llegue a querer organizar, mis metas y mi enfoque.

Cómo llegué a quere organizar todo:

Todo comenzó con una invasión de polillas de alimentos en la cocina (les haré un artículo cuando esté segura que ya no quedan más). Boté casi el 50% de la comida que tenía (me dolió botar la comida) y para mi gran sorpresa me sentí bien con el armario casi vacío. En realidad, me siento sofocada por mis cosas y eso que mi casa no está llena. Me gustaría simplemente tener “control” sobre lo que tengo. No quiero tener cosas que ni siquiera sé que existen (sí, sí es posible). Por ejemplo, tengo cajas en la parte de arriba del armario que no sé qué contienen… así que no voy a utilizar lo que hay dentro. Tengo libros que he leído y no voy a releer. Lo mismo ocurre con los DVD. Creo que lo peor son los CDs, ya que no tengo un reproductor de CDs,  ni siquiera en en el computador, y sin embargo, tengo tres muebles ikea llenos de CDs.

Mi objetivo:

El objetivo es de deshacerme de las cosas que no uso más, que no son útiles para mí, que no me gustan o que yo ni siquiera sabía que tenía. En resumen, los objetos que ya no me hacen “feliz” (¿ven a donde quiero llegar?).

Ordenar es bueno, pero ¿por dónde empezar?

Con la super idea que tuve de organizar, rápidamente me di cuenta del tamaño de la tarea.  “Va a ser largo y doloroso”, me dije. ¿Pero por dónde empezar? Empecé a buscar en Internet, especialmente en YouTube. Me encontré con un video de una emisión estadounidense de Marie Kondo. Hace un tiempo había empezado a leer el libro de Marie Kondo pero me aburrí y nunca lo terminé. El hecho de ver ejemplos de su método en YouTube me dio al menos un orden a seguir: empezar por la ropa, luego los libros, papeles (con exclusión de los objetos de valor sentimental, como una carta de amor o un diario), objetos diversos y finalmente los objetos con alto valor, sentimental y recuerdos. Según ella, hay que empezar por lo más fácil de ordenar a lo mas difícil (lo que tiene un valor sentimental es más complicado). El objetivo es no renunciar por la dificultad de la tarea.

Mantener una actitud positiva…

Para Marie Kondo, es necesario que todo el proceso de almacenamiento / clasificación siga siendo positivo. Por ejemplo, en lugar de dejar a un lado lo que se quiere dar o tirar, es mejor dejar a un lado lo que realmente se quiere conservar (los objetos que le hacen “feliz”). Creo que si hago esto, más de la mitad de mi armario va a ser donado … y tal vez eso es lo que necesito. De todos modos, yo no voy a dar inmediatamente ciertas cosas, voy a ponerlas en una bolsa de “transición”. Si después de un mes, no he tratado de utilizar el objeto, puede salir de la casa.

Y dar gracias a los objetos ???

Una cosa que me llamó particularmente la atención en su programa, es que Marie Kondo recomienda agradecer los objetos por el trabajo que han hecho. Suena ridículo (me dió mucha risa al ver esto), pero puede ser útil para los artículos de los que usted no se ha podido separar a pesar de que el objeto no esta en uso o ya no le gusta. Por ejemplo, en su casa puede tener una mesa que ya no le gusta y que lo hace “infeliz” cada vez que la ve. Sin embargo, la mesa está buena y  le ha costado caro, de modo que no la quiere regalar. ¿De qué sirve conservar la mesa si cuando la ve le inspira pensamientos negativos? Para Marie Kondo, hay que agradecer la mesa porque cumplió su función durante todo el tiempo que estaba en uso y luego hay que deshacerse de ella. No estoy convencida del método, pero voy a tratar con los objetos difíciles de dar o botar.

En resumen…

Voy a comenzar mi trabajo con mucha energía positiva y tratando de seguir más o menos el método de Marie Kondo. Los mantendré informados de los progresos que haga (esto me va a motivar para no abandonar en el proceso). Voy a tratar de hacer un artículo al respecto a principios de la semana y un artículo sobre otro tema al final de la semana.
¿Ha probado el método de Marie Kondo? ¿Qué tal le ha parecido? Dígamelo en los comentarios. No dude en compartir este artículo con sus amigos en las redes sociales sociales.

Hasta pronto,

Deja un comentario